Hacer clic en la imagen,para verla más grande.

domingo, 27 de octubre de 2013

Valencia

Restaurante Termas Victoria 1931.
Parte exterior del edificio ca 1950.
(Julio Cob).


Las esperadas Termas se inauguraron en 1918; el restaurante fue arrendado al Hotel Reina Victoria y se ofrecieron cenas de gala para que las damas lucieran trajes largos de satén y collares de perlas. En aquel tiempo, los tranvías con vagones apodados de lujo y perrera tenían su punto final en el trayecto de la Malvarrosa junto a la acequia del Gas; y para facilitar el desplazamiento a las Termas se estableció una línea de dos automóviles Ford que no cobraban el billete de regreso si el cliente mostraba el ticket de su baño.
Sin embargo, los elegantes se decidieron por los balnearios y las cenas en sociedades que presumían de aristócratas. Las Termas cerraron el restaurante; acusaron la decadencia, la guerra y los años grises que le siguieron. En las décadas de 1960 y 1970 se alquilaban a fallas para bailes dominicales, pero aún acudían a tomar los baños gente de la Ribera, donde la tradición continuaba.
Hasta que un día, apagaron el farolillo que alumbraba el Ave María de escayola presidiendo el salón encristalado. Se traspasó el inmueble y los nuevos propietarios inauguraron 'Casablanca', para el baile nocturno y la alegre copa. Y luego siguió 'Aquarela'. 

2 comentarios:

  1. A las termas me llevaban de pequeñita pero donde más fui de más mayor era al balneario de Las Arenas, no sabía el pasado distinguido de Las Termas ya se una cosa más. Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro Carmen que sepas un poquito mas.
      Besitos.

      Eliminar